top of page

Agudiza tu cerebro cambiando tu estilo de vida

¿A menudo extravías las llaves de tu auto u olvidas tu lista de compras? Tal vez te cueste recordar el nombre del maestro de tu hijo o del nuevo compañero de trabajo. Es normal olvidar cosas de vez en cuando, pero es importante tomarse en serio la pérdida de memoria.


La notable capacidad del cerebro para reestructurarse sigue siendo aplicable al aprendizaje y la memoria. De tal manera que puedes utilizar el potencial innato de la neuroplasticidad para mejorar tus capacidades cognitivas, mejorar tu memoria y aprender nueva información independientemente de tu edad.


Si bien no es posible garantizar la prevención de la pérdida de memoria o la demencia, existen algunas actividades que pueden ayudar a mejorarla. A continuación se muestran formas sencillas que puedes utilizar para agudizar tu memoria. Recuerda buscar ayuda si experimentas una pérdida continua de memoria.

Mejorar la memoria y el rendimiento mental depende de mantener un cerebro sano y activo. Ya sea que seas un estudiante que se prepara para los exámenes finales, un profesional que busca mantenerse mentalmente alerta o un adulto mayor que busca mejorar la función cerebral a medida que envejece, existen muchas estrategias que puede implementar.


A pesar del dicho común que dice "a un perro viejo no se le pueden enseñar trucos nuevos", los científicos han descubierto que el cerebro humano tiene una neuroplasticidad notable: puede adaptarse y cambiar incluso en años posteriores. Al participar en actividades que estimulan el cerebro, como formar nuevas vías neuronales y alterar las conexiones existentes, puede promover la neuroplasticidad y mejorar las capacidades cognitivas.


Los neurólogos cognitivos sugieren utilizar estrategias compensatorias para mejorar la atención, la memoria, la organización y la productividad. Entre estas encontramos:

Los neurólogos cognitivos sugieren utilizar estrategias compensatorias para mejorar la atención, la memoria, la organización y la productividad.

Para mejorar la atención

  • Mejore la concentración aumentando la conciencia, monitoreando la atención y utilizando estrategias como pedir repetición o tomar descansos. Presta atención a tu atención.

  • Es importante mantener tu área de trabajo libre de desorden y distracciones que puedan hacerte sentir abrumado o desconcentrado. Tener un espacio de trabajo ordenado y organizado puede ayudarte a mantenerte concentrado en tus tareas y aumentar tu productividad. Considera eliminar cualquier elemento innecesario de tu escritorio o área de trabajo y conservar solo lo esencial. Esto puede ayudar a crear un ambiente de trabajo tranquilo y ágil que favorezca la concentración y la atención. Recuerda, un espacio de trabajo ordenado es un componente clave de una jornada laboral productiva. Ordenar.

  • Limita las distracciones y busca un espacio tranquilo para trabajar. Apaga el timbre de su teléfono y cualquier ruido de fondo. Recuerda que, un entorno libre de distracciones es clave para la productividad y el logro de sus objetivos. Desenchufar.

  • Se ha dicho que centrarse en una tarea a la vez puede conducir a una mayor eficiencia. Intente terminar una tarea antes de pasar a la siguiente. Lea ¿Es la multitarea la forma moderna de hacer más en menos tiempo? ¡Vamos a ver!. Solo una cosa a la vez.

  • Si necesitas ayuda para planificar y ejecutar actividades más complejas, no dudes en comunicarte con tu sistema de soporte. Pueden brindarte una valiosa ayuda. Consigue ayuda.

  • Para aprovechar al máximo tus capacidades cognitivas, considera leer y realizar otras actividades mentalmente desafiantes durante las horas pico del día. Por ejemplo, si notas que estás más alerta por la mañana, intenta programar tus sesiones de lectura para esa hora. Nuevo comienzo.

  • Recuerda tomar descansos frecuentes al leer o estudiar. Planificar descansos a intervalos específicos, como cada 30 o 40 minutos, puede ayudarte a mantener la concentración y mejorar tu comprensión. Tomar descansos.

Para mejorar la memoria

  • Anotar información en una agenda o calendario es una excelente manera de mejorar tu memoria. Escríbelo.

  • Si te sientes abrumado por demasiada información, intenta dividirla en partes más pequeñas o pasos más simples y repítelos varias veces. Simplificar.

  • Se ha demostrado que desarrollar imágenes y asociaciones mentales mejora la memoria, así que intenta asociar nueva información con algo que ya sabes. Míralo.

  • También puedes utilizar señales, recordatorios e indicaciones de miembros de la familia para ayudarte a lograr diversas metas. Sorpréndase.

  • La planificación y la preparación también son importantes en situaciones exigentes. Ser proactivo.

  • Resumir y revisar la información puede ayudarte a recordar detalles importantes. Revisar.

  • Si tienes dificultades para recordar una palabra específica mientras participas en una conversación, puede ser útil pedirle amablemente a tu interlocutor que te proporcione la palabra y la repita en voz alta. Alternativamente, puedes intentar generar un sinónimo para la palabra en lugar de frustrarte. Estas técnicas sencillas pueden ser de gran ayuda para mejorar su capacidad para comunicarse eficazmente con los demás. Repitelo.

Para mejorar la organización

Además, es importante evitar asumir demasiadas tareas laborales a la vez o intentar resolver problemas complejos todos a la vez.
  • Un consejo útil para mantenerse organizado es utilizar un Asistente Perdonal Digital, un teléfono inteligente o una agenda. Crear una nueva lista cada día y consultarla a medida que avanzas puede ser una excelente manera de mantener el rumbo. Técnicas de organización.

  • Además, es importante evitar asumir demasiadas tareas laborales a la vez o intentar resolver problemas complejos todos a la vez. Hacerlo puede provocar sentimientos de abrumador y disminución del rendimiento laboral, lo que también puede aumentar el riesgo de depresión. Una cosa.

  • Finalmente, dividir proyectos grandes en pasos más pequeños y manejables puede ser una excelente manera de reducir la ansiedad y evitar la procrastinación. Simplemente escriba los pasos necesarios para completar una tarea y trabaje en una tarea a la vez hasta que finalice el proyecto. Paso a paso.

Para mejorar la productividad y la eficiencia

  • Una estrategia para aumentar la productividad es priorizar las tareas más difíciles o que no te gustan y completarlas primero. Esto puede ayudar a reducir la ansiedad y aumentar la motivación para completar otras tareas. Otros pueden preferir comenzar con una tarea pequeña para obtener una sensación de logro antes de pasar a tareas más grandes. Establecer plazos y objetivos flexibles también puede ayudarle a poner las cosas en marcha y a mantener el rumbo. Recuerde tomar descansos y evitar trabajar demasiado para evitar el agotamiento. Motivar.

  • Cuando te enfrentas a problemas cognitivos o lesiones cerebrales, puede ser útil dedicar tiempo adicional para completar las tareas. Esto puede ayudar a reducir el estrés y evitar sentirse presionado a terminar rápidamente. Por ejemplo, si una tarea suele tardar una hora en completarse, puede ser prudente dejar entre una hora y media o dos horas para tener tiempo de reserva en caso de descansos u obstáculos inesperados que puedan surgir. Siempre es mejor tener tiempo extra disponible que sentirse abrumado e incapaz de completar la tarea en cuestión. Amplie su tiempo.

  • Es importante cuidarse cuando te enfrentas a tareas exigentes. En lugar de depender de la cafeína o las bebidas energéticas, se recomienda dormir lo suficiente cada noche y tomar descansos frecuentes para mantener la energía. Los ejercicios de relajación también pueden resultar útiles. Recuerda, es mejor cuidarse y tener energía sostenible que depender de soluciones rápidas que pueden provocar agotamiento. Relájese.

  • ¡Pedir ayuda! Estar facultado para delegar ciertas actividades que sean demasiado exigentes. Conectar.

Herramientas para el manejo del estrés

La doctora Marla Bruns, neuróloga cognitiva en Unity Hospital-Rochester Regional Health de Nueva York y con más de 14 años de experiencia en el campo médico, recomienda cambios saludables en el estilo de vida a sus pacientes. Bruns sugiere incorporar hábitos alimentarios saludables, ejercicio regular y herramientas para controlar el estrés puede marcar una diferencia significativa en nuestro bienestar general.


Cuidarnos a nosotros mismos siempre debe ser una prioridad absoluta y es bueno ver a los profesionales médicos enfatizar la importancia del autocuidado. Algunas de estas herramientas para el manejo del estrés incluyen:

  • Asesoramiento: para apoyo, alivio de síntomas, conocimiento y crecimiento

  • Principios de la terapia cognitivo-conductual: detener el pensamiento, desafiar el pensamiento negativo automático, reemplazarlo con neutralidad o considerar explicaciones alternativas

  • Hablar con amigos/familiares en quienes confía

  • Grupos de apoyo

  • Medicamentos: antidepresivos, ansiolíticos

  • Ejercicio: cardiovascular y actividades como el yoga son útiles

  • Dieta saludable con una nutrición adecuada

  • Priorizar el autocuidado

  • Técnicas de relajación (p. ej., relajación muscular progresiva)

  • Respiración/Atención plena/Oración/meditación

  • Leer libros y recursos de autoayuda

  • ¡Simplificar!

  • Actividades de ocio: escuchar música, ver películas, etc

  • Ayudar a los demás: el voluntariado proporciona un sentido de propósito, nos distrae de nuestros propios problemas y, a menudo, nos ayuda a poner las cosas en perspectiva

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page